21- habilis.jpg

BIOMAPAS

35_edited.jpg

CONTEXTO

Los Biomapas nacen como una herramienta metodológica para expandir la reflexión,tanto de un individuo como de un grupo, buscando mejorar el “sentido de orientación” mediante la expresión plástica y la metáfora de hacer un “mapa de la propia vida”.

El taller de Biomapa tiene como objetivo principal facilitar un espacio de renovación en nuestra manera “contarnos los cuentos que nos dan sentido”.


La palabra vida se reemplaza por “bio”, en alusión a la importancia de nuestra dimensión biológica y orgánica como seres vivos, y por tanto hacer de nuestro biomapa un mapa vivo, complejo y cambiante, ya no un simple mapa conceptual que nos rigidice, sino, por el contrario, que nos ayude a ampliar e integrar el “territorio de vivencias” de cada quién.

Origen del Biomapa 

La metodología del Biomapa surge a fines de la década del 2 000 por un grupo de estudiantes de Ciencias Sociales de la Universidad de Chile llamado “CAOS Experimental” -Concilio Abierto Orientado a la Sincronización-, vinculados a las ideas de la llamada “Escuela de Santiago” fundada en los 80’s a partir de las ideas de los Biólogos Humberto Maturana y Francisco Varela.

La orientación del colectivo fue experimentar formas prácticas para el desarrollo de una reflexividad que incorporara  aspectos emocionales e inconscientes. Esto mediante la expresión artística y el enriquecimiento de las diversidades subjetivas a través de la reflexión grupal en torno a estos “dibujos reflexivos”, inspirados a su vez en las ideas del pintor surrealista chileno Roberto Matta.

Ideas Principales

Como seres humanos vivimos en el lenguaje, es decir, nuestra experiencia está modulada por las narrativas que tenemos del mundo y de nuestras vidas.

 

La narrativa con que cada ser humano valoriza el mundo se estructura desde muy temprana edad junto a los seres significativos con los hemos sido criados en las redes sociales de nuestra cultura, y que vamos internalizando e integrando como discursos propios.

Visualizar estas narraciones fundamentales nos permite abrir opciones de reactualizarlas en nuestra vida presente y según nuestra particular experiencia de vida, expandir nuevas dimensiones de encuentro con los demás y con nuestro ser. 

 

Cuando internalizamos narrativas que interpretan y representan nuestra relación con el mundo simplificamos la inmensa complejidad de nuestra experiencia, lo cual nos ayuda a actuar y tomar decisiones rápidas con mayor facilidad.Sin embargo, estas estructuras suelen también cegarnos a aspectos nuevos de nuestra experiencia, o de los otros y otras, que no tienen un lugar en nuestra visión de mundo establecida.

Necesitamos pues instancias para refrescar estas estructuras, y permitir así nuevos encuentros con el mundo, los demás y con nuestra vida. 

Esto que nos sucede a nivel individual también nos sucede a nivel grupal con los relatos colectivos, los que tienden a simplificar la complejidad del mundo y se van rigidizando hasta que individuos críticos y creativos logran abrir un espacio nuevo en la mirada común a partir de su propia manera particular de ver el mundo.

Si facilitamos la construcción participativa de una narrativa colectiva a partir de la diversidad individual se nos presenta como un desafío complejo pero de una mayor riqueza a  largo plazo que plantear un encuentro a partir de “mínimos consensos compartidos” que suelen romperse cuando aparecen justamente las diferencias individuales.

14.- experimentar.png

Tipos de  Biomapas

La expresión plástica tiene como gran recurso que en este ejercicio aparecen aspectos “no controlados” racionalmente, por lo que podemos acceder a elementos olvidados o escondidos con mayor facilidad, así como también ver cosas nuevas a través de la experiencia grupal que esta metodología promueve.

Este proceso de “reactualizar” nuestra narrativas en las que nos representarmos en un nivel individual, a los otros y al mundo, es una práctica constante y necesaria para mantener una atención fresca y consciente sobre nuestro estar en el presente, ayudándonos a observar lo nuevo y único que se nos presenta en este momento.

Bibliografía


- “Cuando todo se derrumba”, Pema Chödron.
- “El hombre en el umbral”, Bernard Livegeod
- “Sentados Juntos Al fuego”, Arnold Mindell
- “El maestro ignorante”, Jaques Ranciere
- “Conversaciones con Roberto Matta”, Eduardo Carrasco
- “Tomar las riendas de la vida”, Gudrum Burkhard
- “Hablar, escuchar, comprender”, Heinz zimermann